Historia de USUARIOS DE CORREO : VOS y yo…ni mas NI MENOS

 

NUESTRA HISTORIA

Así nació el movimiento USUARIOS DE CORREO URUGUAYO (VOS y yo-ni mas NI MENOS) en el Uruguay.

Los usuarios de CORREO URUGUAYO irrumpieron en la sede central un viernes 10 de agosto de 2012

Los usuarios de CORREO URUGUAYO irrumpieron en la sede central un viernes 10 de agosto de 2012

Nuestro movimiento de acción social , nació el viernes 3 de agosto de 2012 en Montevideo, Uruguay como reacción a una injusticia.

Todos los días y en todo el mundo se cometen injusticias: las cometen los políticos, los gobiernos, las personas individualmente, y a veces los sindicatos.

Pero hay injusticias en la historia que tienen la particularidad de despertar la conciencia de los pueblos. De pueblos hartos de injusticias que llegan a ver en ESA INJUSTICIA en particular a la gota que derramó el vaso de las injusticias, que colmó la copa de la ira.

No hace mucho en Tunez, un país olvidado y pequeño del mundo árabe a un chico se le pidió un soborno a cambio de conservar su vaca. El chico no quiso darlo, y una funcionaria del estado abusiva , tomó la vaca de este chico y se la llevó sin su permiso. Retuvo esa vaca contra la voluntad de este campesino porque esa vaca poco y nada significaba para ella. Pero para este joven campesino Tunecino , esa vaca significaba el sustento de él y de su familia. Esa vaca tenía un nombre. Esa vaca, era suya. Y harto de tanta injusticia , se prendió fuego. Se inmoló.

De las llamas de aquel casi niño, que se suicidó por hartazgo , por sobredosis de injusticia, creció un INCENDIO que se propagó por todo el mundo árabe. Que derrocó dictadores, que inició guerras y que también sumó regiones enteras en el caos. También a la larga afectó el mundo occidental donde otras pequeñas injusticias fueron encendiendo movimientos como LOS INDIGNADOS en España, OCCUPY WALL STREET en los Estados Unidos o YOSOY132 en México.

En Uruguay, un país olvidado y pequeño de América del Sur, un día cualquiera también sucedió una pequeña injusticia personal que hizo a un pequeño grupo de personas tomar conciencia de una GRAN INJUSTICIA colectiva. Fue un hecho a simples vistas tan irrelevante como aquel lejano episodio de la vaca en Tunez.

Un usuario de correo esperaba desde hacía unas semanas sus paquetes y el CORREO URUGUAYO no se los entregaba. Llamó por teléfono al CORREO URUGUAYO y le dijeron que estaban “con medidas gremiales”. Este usuario de correo uruguayo decidió esperar e incluso visitó a los obreros del CORREO URUGUAYO para expresarles su apoyo, manifestarles su comprensión en la lucha y que estaba dispuesto a esperar por sus paquetes.

Este usuario de correo uruguayo volvió a ir a la oficina  esta vez a enviar un paquete: era un regalo para un amigo en el exterior… y los funcionarios postales del uruguay, 10, 12, 15 funcionarios sentados en sus mesas , ociosos, sentados en un local enorme y mas lujoso que las casas de la mayoría de los habitantes de la zona, con aire acondicionado y mate caliente (bebida típica del Uruguay) le dijeron que NO ERA POSIBLE porque aún estaban con medidas gremiales.

Le explicaron que podía enviarlo usando servicios EMS o INTERNACIONALES EXPRESS, los mas caros, pero que no podía enviarlo usando el servicio simple que usan la mayoría de los ciudadanos. Indignado este simple usuario de correo, que venía de caminar muchas cuadras, mojado hasta los huesos por la lluvia de invierno hasta la oficina, al verlos sonrientes y cómodos en sus sillas les dijo: “Este paquete me lo envían COMO SEA yo necesito enviarlo , es para un amigo y lo tiene que recibir”. Los funcionarios se asustaron por el evidente enfado de este usuario y se lo enviaron como una “carta”, dado que su sindicato SI les autorizaba a enviar cartas.

Y envió el paquete. Pero siguió sin recibir los suyos: un mes, dos meses… sin recibir sus paquetes. Y se dio cuenta que, así como si no hubiera firmemente gritado QUIERO ENVIAR ESTE PAQUETE COMO SEA DE AQUI NO ME VOY, no hubiera logrado su derecho a usar el CORREO URUGUAYO, si no gritaba por recuperar sus paquetes jamás los recuperaría.

Decidió llamar al sindicato de funcionarios de CORREO URUGUAYO que habían ideado la “medida gremial” los cuales le dijeron que no estaban entregando paquetes y que ya no recibirían mas paquetes tampoco. Y es que estos funcionarios habían estado recibiendo paquetes a PROPÓSITO durante mas de un mes sabiendo que no los entregarían.

El funcionario , representante del sindicato AFPU del Correo Uruguayo le dijo que esa era la manera de “presionar al CORREO URUGUAYO, porque el CORREO URUGUAYO tiene que pagar por un depósito para tener esos paquetes y entonces presionamos con eso”

El usuario de correo uruguayo se dio cuenta que no estaban de paro, estaban en sus oficinas. Pero no entregaban los paquetes. Los usaban para presionar a sus patrones para pedir un aumento, algo que es justo. Pero se dio cuenta a las claras que estaban usando SUS PAQUETES para presionar a los JEFES DE ELLOS.

Y se indignó.

Este usuario era un escritor de cuentos de horror, huraño a veces, de fondo bueno otras, con flaquezas, defectos y virtudes como cualquier ser humano… y como cualquier ser humano , con derechos.Este escritor de cuentos , no muy cotizado en su país,  tenía la capacidad de escribir y a veces la capacidad de hablar incluso por demas… y comenzó a escribir y hablar, publicar y llamar.
Comenzó a escribir emails y cartas y se dio cuenta que su situación era la de muchos otros usuarios de CORREO URUGUAYO. Buscó información en la internet sobre el tema y pronto vio que no había CASI NINGUNA información y que de hecho, el número de paquetes era de 50,000 kilos. SI , CINCUENTA MIL KILOS DE PAQUETES del pueblo uruguayo empleados por un sindicato para presionar a sus directores.

Y se indignó mas, y siguió escribiendo en varios sitios web. Abrió un grupo de FACEBOOK e invirtió 25 dólares de su sueldo en promocionar una página que proponía denunciar al sindicato porque no solo escribió: también leyó. Y leyó en el código penal de su país , URUGUAY, que en el artículo 296 se estipulaba como delito la interrupción del transito de encomiendas por cualquier motivo y que de hecho el ser funcionario postal no los exoneraba del delito sino que lo constituía un agravante.

El grupo de FACEBOOK contó al principio con solo 7 usuarios: este escritor, y seis conocidos. Pronto el grupo tuvo mas de 100. Luego mas de 200. Y en menos de una semana, el viernes 10 de agosto este grupo de FACEBOOK contaba con 400 usuarios y 4000 invitados , 40 de los cuales (10 por ciento de los afiliados) asistieron a una manifestación ruidosa pero pacífica en contra del sindicato de funcionarios de CORREO URUGUAYO. Concurrieron todos los medios de prensa del país. Los usuarios en víspera de la marcha , representados por dos delegados fueron recibidos por la propia dirección del CORREO URUGUAYO en pleno, a la cual plantearon sus preocupaciones y solicitudes. Entre esas solicitudes figuraba que se nos GARANTIZARA el buen estado de conservación de nuestros paquetes. Eso pedimos y pedimos UNA PRUEBA concreta: una foto. Y  la mismísima vice-presidenta del CORREO URUGUAYO concurrió al sitio donde duermen nuestros paquetes y tomó varias fotos de nuestros paquetes y las público en el sitio oficial del CORREO URUGUAYO. Dormimos igual de indignados ayer, pero un poco mas tranquilos…

Nuestros paquetes: los tuyos , los mios.. amontonados en el aeropuerto. Al parecer a salvo, pero secuestrados por la AFPU.

Nuestros paquetes: los tuyos , los mios.. amontonados en el aeropuerto. Al parecer a salvo, pero secuestrados por la AFPU.

Tenemos delegados locales en casi todo el interior del país, sitio web propio y autogestionado, una sede donde reunirnos a pocas cuadras del correo ya dispuesta para organizar actividades, contactos con mas de 20 ONGS, y varios sindicatos. Nuestros pedidos y artículos han sido leídos en FACEBOOK y lo pueden comprobar, en total CIENTOS DE MILES DE VECES.

Y todo esto se logro en una semana , sin un lider, sin burocracias, sin otra cosa que la voluntad de la gente y aún hay quienes en su arrogancia osan ningunearnos con tan poca visión que nos apena, ya que deberíamos inspirarles vértigo. Si esto somos en UNA SEMANA, quien nos crea poca cosa debería pensar que seremos y cuantos y cómo en un mes, en un año. Son viejas dirigencias sindicales que no tienen idea de los nuevos medios ni del impacto, que reciben en su arrogancia golpes por donde menos se lo esperan sin saber como contenerlos debido a su total inexperiencia en la naturaleza de las luchas de red del siglo XXI. Siguen anquilosados como dinosaurios que estropean la vegetación que tocan para verguenza de los sindicatos y dirigentes heroicos que supimos tener en nuestro país, enfrentados en las calles a los tiranos junto al pueblo, y jamás CONTRA EL PUEBLO.

Porque una medida gremial puede molestar al pueblo y el pueblo entiende. Pero una medida gremial no puede cometer un delito contra el pueblo y el pueblo eso lo entiende mejor aún.  Nuestra principal revindicación es que se haga cumplir el artículo 296 del código penal URUGUAYO que dice textualmente:

Los que (…) intercepten, (,,,) u oculten correspondencia, encomiendas y demás objetos postales con la intención de (…) interrumpir el curso normal de los mismos, sufrirán la pena de un año de prisión a cuatro de penitenciaría.Constituye circunstancia agravante de este delitos, en sus dos formas, el que fuera cometido por funcionario público perteneciente a los servicios de que en cada caso se tratare

El código penal se puede leer gratuitamente en este link:
http://www0.parlamento.gub.uy/Codigos/CodigoPenal/l2t11.htm

No se necesita ser un abogado para comprender algunos de sus claros artículos.Los usuarios los comprendimos y luego nuestros abogados.

En conversaciones y comunicados fuimos adoptando la manía de firmar USUARIOS DE CORREO, vos y yo ni mas ni menos, porque a decir la verdad era y es lo único que teníamos y tenemos en común. Eso y el ser víctimas de un delito. Un delito contemplado en el artículo 296 del código penal uruguayo.

Pero el sindicato, el autor de la injusticia, del delito, siguió negando la existencia de los usuarios a quienes su función y la ley los obligaba a servir. Siguió anquilosado en su pasado, en una visión gremial enfocada en “cuantas personas van a una marcha”, en las viejas tácticas que aplican ellos mismos desde los años 60 cuando van 30 personas as sus marchas y ponen una larga pancarta para que parezca que son 100. No entienden los tiempos que viven. Dijera el luchador social mas poderoso de la historia: “hasta la higuera comprende sus tiempos y da fruto a su hora, pero ustedes los tiempos no los saben leer”.

Nuestra primera marcha en LA ESQUINA DE LA DIGNIDAD. Casi medio centenar.. en solo una semana.

Nuestra primera marcha en LA ESQUINA DE LA DIGNIDAD. Casi medio centenar.. en solo una semana.

Se quedó diciéndonos “ustedes son solo cuarenta y uno no representan a nadie” un sindicato que ni siquiera tiene página web en el siglo 2012 (uno de los pocos sindicatos de uruguay que no la tiene) y cuyo grupo de FB está inoperante, abandonado y con un número de afiliados 10 veces inferior al número de lectores que tiene cualquiera de nuestros posts.  Un sindicato sin otro poder de acción, que escudarse en los paquetes de la población en lugar de actualizarse, de dirigentes viejos de edad, cuya vejez no los volvió sabios sino necios y arrogantes.

Casi medio centenar de usuarios de CORREO URUGUAYO indignados y mas de media docena de medios de prensa. EN UNA SOLA SEMANA.

Casi medio centenar de usuarios de CORREO URUGUAYO indignados y mas de media docena de medios de prensa. EN UNA SOLA SEMANA.

Un integrante de esta dirigencia sindical les advirtió: “estos lograron en una semana mas de lo que nosotros en 10 años, poner el conflicto en toda la prensa”. Pero ya nos transformamos en un tabú para ellos. De un conflicto entre el pueblo y un sindicato abusivo que se puso al pueblo nació lo que algunos medios locales llaman ya “LA PRIMAVERA POSTAL CHARRÙA”.

Fue la primera vez en la historia del Uruguay en que un grupo de ciudadanos se concentraba en una manifestación contra un sindicato. Fue la primera vez que cientos de ciudadanos se unieron y organizaron espontáneamente contra un dirigente sindical, cuyo nombre es Jose Matto, el autor intelectual de la medida gremial consistente en dejar de entregarles 50,000 kilos de paquetes al pueblo uruguayo.  Cuando escribo esto, es el sábado 8 de agosto, siete días después de que se abriera ese grupo de Facebook. A la fecha el grupo de Facebook tiene mas de 700 usuarios activos, comisiones de acción directa encargadas de plantear problemas y solucionarlos, de contactar con la prensa, un departamento jurídico gestionando la denuncia penal y son mencionados en toda la prensa en el marco de su drama como se puede comprobar buscando en la red la frase “correo uruguayo”.

Sin jerarquías, sin líderes, el que tenía ganas de hablar, habló.. el que tenía ganas de escribir escribió. El que pudo denunciar denuncio. Y todavía estamos en la lucha de recuperar esos paquetes, a una semana de iniciar la PRIMER HUELGA DE HAMBRE por parte de dos ciudadanos uruguayos en contra de una medida adoptada por un sindicato.

Pero no fue nuestra única medida: comenzamos a intimar mediante telegrama colacionado al actor intelectual de la medida gremial considerada por nosotros de acuerdo al código penal un DELITO, el señor Jose Matto a que cumpliera el código penal y dejara de obstruir la circulación de la correspondencia. Recibió a la fecha mas de una docena de telegramas que serán presentados mediante una denuncia penal. Y mas allá de eso tenemos audiencias fijadas con fiscales de tribunales para pedir actuación de oficio. Demasiados pasos dimos en una semana y al parecer los frutos asoman en el horizonte. Quisieramos estar en paz con este sindicato postal para poder luchar por un CORREO URUGUAYO mejor y no para tener que estar defendiéndonos de un delito que ellos cometen contra nosotros.

Pero mas allá del delito, esta última semana todos pasamos de la indignación al regocijo.

Mas allá de la injusticia en si misma todos sentimos un orgullo de ser uruguayos, que hacía dècadas no sentìamos y cuyo sabor los mas jóvenes no conocían. Nos dimos cuenta que el pueblo tiene herramientas poderosas a su alcance que van mas allá de reunirse en una calle aunque también lo hicimos. Nos dimos cuenta que recuperar los paquetes de todos, 50,000 kilos de sueños y hacer respetar el código penal de nuestra nación era una causa noble, no ligada a ningún partido y que podía unir a escritores, estudiantes, inmigrantes , obreros, pequeños empresarios, viejos, jóvenes , mujeres , hombres, frikis, goths, gamers, hacktivistas, abogados, y todo tipo de personas tan solo con una indignación en común y por una causa común. Recuperar nuestros sueños. 50,000 kilos de sueños.

Porque para unos el sueño es disfrazarse y participar en una convención, para otros el sueño es poner a funcionar una maquinaria de la que dependen sus obreros, para otros es prolongar su vida mediante un medicamento que no se consigue en el país, para una abuela era cobrar la pensión otorgada por otra nación, para mi en lo personal era simplemente abrir un paquete con unas maquinitas vintage, videojuegos a los que jugue de chico y que colecciono porque son mi único vicio. NI bebo, ni fumo en parte por convicción … en parte porque el médico me lo prohibió hace años.

Un paquete de correo es un sueño. Hoy llueve , y llueve sobre nuestros paquetes también. Llueve sobre nuestros sueños. Pero una tarde de viernes, ayer, hasta el cielo se hizo cómplice: la lluvia pronosticada fallo y el sol brilló sobre nuestras cabezas.

Por eso como digo, nuesto Código penal considera un delito tan grave no solo la violación de la correspondencia o el robo, sino el mero acto de retenerla, como si el jurista iluminado que redactó ese código hubiera sido un profeta capaz de ver que su Pueblo un día sería víctima de una injusticia que no necesita de hecho ningún código para percibirse como tal, pero que gracias a esa visión está mas que prevista , DESCRITA en el código penal uruguayo.

Basados en ese código finalmente un grupo de usuarios , a quienes los violadores de este código llamaron en algún momento “cuatro gatos locos” y como una ironía del destino CUATRO USUARIOS fueron los que presentaron la denuncia penal ante el dirigente sindical Jose Matto quien deberá dar cuenta ante la justicia por los delitos en los que haya incurrido si un juez así lo determina.

denuncia penal contra José Matto

Los “cuatro gatos locos” como nos habían llamado despectivamente un dìa, terminaron siendo cuatro, pero ni gatos ni loocos… sino cuatro  hombres en un juzgado penal de la calle Mercedes , hombres de pueblo, sencillos, pero que mediante su denuncia quizá pongan tras las rejas al verdugo del pueblo Uruguayo por violación de varios delitos del código penal. Y nos preparamos para ir por sus secuaces desde el mas chico hasta al mas grande.

 

Al escribir yo esto me siento un historiador, y no me es cómodo. Porque  no puedo contarles  el final de la historia, ya que la historia la escriben los pueblos no los escritores. Pero sabemos su principio. Y quería contarselo al mundo, en este rincón de un sitio que no es solo mio. Es de todos los usuarios de correo y quizá mañana, haya movimientos como este de usuarios de cada empresa estatal en Uruguay , que tengan como en el primer mundo, voz y voto en las mesas de negociaciones donde se sientan el gobierno y sus empleados pero siempre se olvidan de la razón por la que existen : los usuarios.

En este caso .. usuarios de correo: VOS y yo… ni más NI MENOS.

Finalmente la prepotencia sindical de la AFPU cedió al clamor del Pueblo organizado y los paquetes comenzaron a circular hacia los usuarios desde el día miércoles  15 de agosto, según la AFPU por 72 hs. Amenazaron que a las 72 horas irían a una huelga y les respondimos con contramedidas. A las 72 horas anunciaron la extensión de lo que llamaron “tregua”. Pero siguieron amenazando al pueblo uruguayo: jugando con su dolor y sus sentimientos.

Pero para ese entonces ya eramos una comisión de casi 20 delegados en al menos cinco departamentos y mas de 1000 participantes en nuestras redes donde cada post es leído por mas de 1200 personas causando repercusiones en tiempo real en los medios y la opinión pública. Hoy martes 21 es la instancia final de negociación donde AFPU deberá levantar DEL TODO LAS MEDIDAS o enfrentar las consecuencias de su atropello por la vía legal y por la vía estatal.


El día domingo 19 de agosto decidimos eso en un acto en plaza independencia llamado OPERACIÓN ENTREGANDO PAQUETES, donde juntamos alimentos para los niños ya que uno de los integrantes de AFPU un día nos dijo “¿por qué no juntan alimentos para los niños marginales en vez de andar jodiendo?”. Así lo hicimos: algo que AFPU jamás hizo ni hará: juntamos 25 kilos de paquetes de alimentos y 10 kilos de encomiendas de ropa y se las entregamos a Yamandú y Ana los organizadores del Merendero Nuevo Amanecer de Piedras Blancas. Fue una manera de protestar que el pueblo uruguayo nunca había conocido: protestar con el ejemplo, pedir paquetes entregando paquetes, pedir justicia haciendo justicia. Y pacíficamente.
Gerardo Bloomerfield, un usuario de correo más que un día se indignó y empezó a escribir.
11 de agosto de 2012

“Tengo ganas de mandar un paquete por Correo Uruguayo…¿Qué les parece si le regalamos este librito, el CODIGO PENAL URUGUAYO al señor Jose Matto?  

Una frase que naciò espontánea y sin libretos, a la uruguaya, tragicómica quizá como toda nuestra historia, en la ESQUINA DE LA DIGNIDAD, Buenos Aires y Misiones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*